jueves, 4 de junio de 2009

la verdadera crisis y los necesarios brotes

Acidificación del océano. No sé si será un concepto fácil cara a estas elecciones europeas de pasado mañana, pero ahí que me tiro a ello.

Resulta que somos vida, vida orgánica, basada en el Carbono. El Carbono es un elemento sencillo, modesto, ligero. Está puro tanto en el diamante, como en la mina del lápiz. En nosotr@s anda mezclado. Fundamentalmente con Hidrógeno, que es otro elemento aún más sencillo. Y también con Oxígeno, y Nitrógeno, y muchos otros.

Somos Carbono, y formamos parte de una vida hecha de carbono. Hay escritos de ciencia ficción que jugetean con otras vidas posibles, basadas en el Silicio, o con vidas mecánicas, pero por ahora andamos en-carbonados.

Y en esto que iniciamos el fuego... y lo proseguimos con formas más sofisticadas. Recientemente con la fea forma del "motor de explosión".  De erradicar árboles ya llevamos tiempo en ello. Así que la vida de la que formamos parte, esa sopa de carbono de la que somos biscote, se mueve y se mueve. La cosa es que ahora pataleamos en ella.

El carbono al empezar la Tierra ya estaba aquí. Formaba rocas. Sin que sepamos cómo, después nos formó a nosotr@s, a la vida. Desde entonces el carbono es el mismo, la misma cantidad, pero en distinto reparto. Estamos variando el reparto y sacando el carbono que estaba "guardado" (en forma de carbón, de petróleo, de madera, de suelo ...) y no lo reponemos.  ¿Habéis leído alguna vez los ingredientes de los afamados refrescos de cola? Pone "agua carbonatada". Tiene burbujitas.

Pues bien ese agua carbonatada tiene Carbono, en forma de burbujitas. Ahora el carbono que estaba en formas vivas y fósiles lo hemos sacado y lo sacamos tanto que se está llenando todo de burbujitas. Incluso el Mar.

El Mar es grande. Se confiaba en él para amortiguar el cambio climático. 

Ayer escuché la lección inaugural del nuevo catedrático de biología marina de la Universidad de Viena. Habló de ello. El océano se está volviendo ácido por la cantidad de Carbono que estamos vertiendo a la atmósfera. Se prevée que pierda el Oxígeno masivamente.

Y paralelamente a todo esto hay elecciones europeas, pasado mañana. Y una gran crisis en términos de empleo, en ese país de países del que provengo, las aguas bañan a donde se dice que estuvo el Jardín de las Hespérides. Se me ocurre que necesitamos desmantelar la industria del automóvil. 400.000 empleos de la industria del automóvil, sacrificados. Por otra parte se prometió por alguien en alguna campaña anterior no se cuantos millones de árboles plantados. ¿Haría eso crecer de nuevo el PIB? Sinceramente, creo que el PIB miente. Durante todo el siglo XX (y antes) se ha ido destruyendo riqueza natural sin que se reflejara en ningún balance. La Provincia de Málaga, la Ciudad de Málaga, el Distrito Centro, donde me crié, por ejemplo. Nadie registró como pérdida la desaparición de edificios (de calles) para convertirse en vacíos solares, en espera de promoción inmobiliaria lujosa, o ni siquera de ella. El hecho de contabilizar la propiedad inmobiliaria en el "activo" de un balance contable de cualquiera de "nuestras" empresas, hace innecesario el uso del edificio, incluso molesto, ya que hay que atender a que l@s vecin@s se quejan de las goteras, o piden un cambio del bajante. Así dejé Málaga. Con un Centro Histórico Zona Cero. Así irradia.

Tenemos el problema bien cerca, no cuidamos la casa, ni siquiera el cuerpo.

En Pedregalejo, que en mi adolescencia fue "movida" privilegiada (al tener playa, ahí es nada), un edificio vacío tiene ahora uso eco-social. Además enfrente tenemos un bosque costero que resiste como aldea de Asterix, donde se da la Super Vivencia. Esos árboles que recuperan el carbono del aire, sufren la amenaza de ser sustituidos por un hormigonado. Sin embargo habría otras maneras de generar el empleo, incluso el empleo del Sector de la Construcción. Desembovedando el arroyo que sube bajo el asfalto hacia el Cerrado de Calderón, frente al estanco. No subirán más coches por ahí, pero bajará de nuevo la riada de lluvia arrastrando piedras. Volverá la playa.

¿Cuántos obreros y obreras? Pues un@s poc@s probablemente. Para restituir la zona, devolverla Bella.

Y Bellavista desasfaltada también. La fachada litoral entera. Tren litoral pero no coches. Si acaso un carril por sentido, la antigua "carretera chica". Especialmente para usos extremos, una ambulancia, un camión de bomberos, una mudanza. Pero no 10 carriles, encima de la antigua playa. Fuera el asfalto, fuera los coches. Honor al océano.

Pues bien, me entero de que la Izquierda Unida europea (según un correo del extraño verde David Hammerstein) está en el parlamento europeo primando el obrerismo de la industria de coches o de la nuclear.

No tengo muy claro qué leche se traerán mejor las opciones extraparlamentarias entre las que también me debato (fundamentalmente Izquierda Anticapitalista).

Espero que el verdadero brote sea el encarar la verdadera crisis, y el que conjuguemos el verbo "trabajar" de alguna otra sabia manera.


Saludos desde el exilio

salva e


2 comentarios:

Anónimo dijo...

Hace falta más ética y más filosofía en este mundo... os recomiendo esta web:
http://www.resumelibros.tk

y por supuesto también la famosa Cadena Verde, que se está difundiendo rápido, pero que está muy bien:

http://www.cadenaverde.tk

Anónimo dijo...

Incredible website I enjoyed reading your info

[url=http://partyopedia.com]birthday supplies[/url]